jueves, 24 de septiembre de 2009

85. El álbum del "Manicomio Nacional".

La colección de fotografías del álbum del Manicomio Nacional de Montevideo bien se merece el honor de ser presentada como la primera exposición virtual de este curso que iniciamos.

Me hice con ella a través de un anticuario de esa capital, quien me explicó provenía de un funcionario jubilado que lo conservó durante años. El álbum, que muestra el paso evidente del tiempo, mide 25 x 16 cm. Presumiblemente en su origen constaba de 25 páginas de cartón atornilladas entre si, donde se adherirían 50 fotografías de 17 x 12 cm. De las 25 páginas, solo me han llegado 17 (34 fotos), pudiendo aventurar que faltan 8 páginas (16 fotos) dado que quedan restos de ellas entre las que se conservan.

Sin poder precisar con total exactitud la fecha en que las fotografías fueron tomadas, podemos datarlas como de finales del S. XIX y/o primeros años del XX, tal y como constataremos más abajo en relación con alguna de las imágenes.

Es sin lugar a dudas un documento interesantísimo, que nos habla del alto nivel de dotación clínica y asistencial con el que el hospital contaba y que le haría merecedor de un lugar muy destacado entre instituciones similares de la época. La vista, no sólo de sus instalaciones (edificios, jardines, capilla, biblioteca, sala de practicantes…) y dependencias interiores (dormitorios comunes, habitaciones y comedor de pensionistas…), sino sobre todo las imágenes de sus recursos clínico-terapéuticos (botica, salas de curas, electroterapia, hidroterapia) y auxiliares (sala de autopsia, servicio de esterilización, laboratorio fotográfico…) nos habla de la riqueza patrimonial con que fue proyectado. Además, la presentación del personal auxiliar parece cuidada y pulcramente ataviada, al menos con ocasión de las instantáneas aunque podamos presuponer que las poses fueron preparadas con cierta antelación.

De la vida cotidiana de los pacientes destacan las imágenes de algunos de los diversos y bien dotados talleres (bordados, carpintería, escobería, colchonería, herrería, lavandería…) en los que se ocupaban parte de los pacientes laboralmente activos en el hospital (1 de cada 5 en esas fechas) proveyendo de servicios y recursos al propio hospital, así como garantizándole una aportación económica extra, seguramente nada desdeñable, con la venta al exterior de la producción excedente. Entre ellos, la serie relativa al lavado, secado y clasificación de las ropas tiene un interés añadido, permitiendo hacernos una idea de la ingente tarea que una institución de estas proporciones genera.



Puede compararse esta vista con la imagen de las postales que reproducíamos en la entrada anterior, siendo esta posiblemente tomada en fecha algo posterior si comparamos el crecimiento de la vegetación.





En la pared, una copia del famoso cuadro, “Une leçón clinique de Charcot a La Salpêtrière”, que André Brouillet presentó en el Salón de Paris en 1887. Bajo él, algunos retratos de psiquiatras de renombre. Todo ello seguramente reflejo del interés científico y académico de la plantilla médica del hospital.


En la pared de la "sala de practicantes", una pizarra con el resumen estadístico de los pacientes ingresados en el momento de la fotografía. De la fecha que aparece en ella (24 de mayo de 1899) podemos aventurar que quizás la imagen fue tomada con ocasión de un aniversario de la inauguración del hospital (25 de mayo de 1880), en su víspera o el mismo día 25 cuando no se habría actualizado todavía la pizarra con el trajín de las celebraciones. Sería su 19º aniversario, aunque dado que el año 1899 viene fijado por defecto a la pizarra (pintado o grabado en ella seguramente el año en que fue construida), nos queda una ligera duda acerca de si no podría tratarse de una fecha de un mes de mayo en algún año posterior aprovechando el mismo tablero.





La "Sección de electricidad" nada tiene que ver con la utilización del electrochoque (introducido por el italiano Cerletti a finales de la decada de 1930). La electroterapia, con sus diferentes métodos y procedimientos de "electrización" mediante corrientes farádicas o galvánicas, fue un método extendido de tratamiento para diversos padecimientos somáticos y mentales desde el S. XIX. Previo a su dedicación al psicoanálisis, Freud reconoce que "mi arsenal terapéutico no comprendía sino dos armas: la electroterapia y la hipnosis". El hospital de la Salpetriere contaba asimismo con un importante servicio de electroterapia y si nos fijamos bien en el cuadro de Brouillet (citado arriba) veremos que sobre la mesa, a la derecha de Charcot en plena actuación de hipnosis, hay una aparato de "electrización".







Los "pensionistas" eran los pacientes que pagaban por la residencia, tratamiento y manutención.













... y la joya de la corona: "El laboratorio y equipo de fotografía" sin el que psiquifotos no tendría ahora cabecera.


----------------------------------------------------------------------------
La serie del "Manicomio Nacional" completa:

83. La cabecera del blog.
84. El "Manicomio Nacional" de Montevideo.
85. El álbum del "Manicomio Nacional".
86. Mujeres en el "Manicomio Nacional".
87. El Marqués de Sade, psicodramatista en Charenton. 
270. Saludos desde el "Manicomio Nacional".
----------------------------------------------------------------------------


6 comentarios:

Lizardo dijo...

Un lujo, la entrada, colega. Todo un lujo. Muchas gracias por mostrar algo de esta tierra sudamericana.

oscarmar dijo...

Gracias Lizardo.
Ya sabes que el blog está abierto a cualquier colaboración en el campo de la psiqui-fotografía que nos enriquezca humana y profesionalmente y, como tu señalas, incluso para acercarnos geográfica y culturalmente.

Anónimo dijo...

Muchas gracias por aportar este material, estudiantes de la facultad de Psicologían han tenido acceso a dicho. Es una gran aporte para nuestro estudio en taller. Saludos cordiales Mariela .

oscarmar dijo...

Me alegra, Mariela, que el material les pueda servir para algo. Si conocen cualquier otra iconografía fotográfica que pudiera ser de interés, estaría encantado de poner el blog a su disposición. Un cordial saludo.

carlosr dijo...

Oscar, estupendo y más que interesante todo el contenido del Blog. Soy docente de la Facultad de Psicología de la Universidad de la República de Uruguay y he recomendado tu blog a los estudiantes que cursan la signatura de Taller. Desde ya muchas gracias y felicitaciones !!!

Psic. Carlos Rodríguez
e-mail: psicocrs@gmail.com

oscarmar dijo...

Pues lo dicho. Me alegra saberlo y a vuestra disposición. Un cordial saludo.