sábado, 10 de octubre de 2020

407. Salud mental para todos. Mayor inversión – Mayor accesibilidad.

Cada año, el 10 de octubre, se celebra el Día Mundial de la Salud Mental. Promovido por la Federación Mundial de la Salud Mental desde 1992, junto a la Organización Mundial de la Salud y United for Global Mental Health, este año, bajo el lema "Salud mental para todos. Mayor inversión – Mayor accesibilidad", estará dedicado a reivindicar una mayor inversión global en salud mental.


Pensando qué podría aportar “Psiquifotos” en este día especial, me vino a la cabeza un interesante trabajo titulado "En casa con enfermedad mental" que en 2015 fue reconocido con la beca Ian Parry y en 2016 con el premio D&AD Next, este último destinado a visibilizar creativos emergentes. Tras solicitar permiso para reproducirlas a su autor, el joven fotógrafo chino Yuyang Liu, creo que las imágenes no dejarán a nadie indiferente. Y para quien esté interesado en conocer algo más de su trabajo, puede hacerlo en su propia web (http://www.yuyangliu.com).

Pero antes una aclaración. A la hora de seleccionar estas imágenes, tuve en consideración que quizás alguien podría apuntar que en los países occidentales más ricos es muy difícil encontrar situaciones similares hoy en día, con lo que la entrada se alejaría de la realidad y carencias de nuestro entorno particular, apartando el foco de sus necesidades específicas. Sin embargo, seguí adelante por dos motivos principales.

Primero. El lema de este año es “Salud Mental para todos”, para todos los implicados, aquellas personas con dificultades derivadas de su salud mental, así como sus familias y amigos. Pero también para todas las personas independientemente de su lugar de residencia, cultura, credo o recursos económicos. Algo que no debemos perder de vista para mostrarnos igualmente solidarios ante sus necesidades.

Segundo. Aún siendo verdad que en nuestro entorno la situación en general dista mucho de la reflejada en las imágenes, no menos cierto es que las personas con enfermedad mental y sus familias sufren también situaciones de aislamiento, precariedad económica y estigma, así como los recursos económicos y sanitarios destinados a su apoyo son proporcionalmente menores a los destinados al resto de la sanidad en la generalidad de los países desarrollados.

No en vano, la OMS, que reconoce este día como "una oportunidad para impulsar un aumento a gran escala de la inversión en salud mental", resume: "Los países gastan en promedio solo el 2% de sus presupuestos sanitarios en salud mental. A pesar de algunos aumentos en los últimos años, la asistencia internacional para el desarrollo en materia de salud mental nunca ha superado el 1% de toda la asistencia para el desarrollo en el ámbito de la salud. Esto ocurre a pesar de que por cada US$ 1 invertido en la ampliación del tratamiento de trastornos mentales comunes, como la depresión y la ansiedad, se obtiene un rendimiento de US$ 5 en cuanto a la mejora de la salud y la productividad".

Es por ello, hoy, una buena oportunidad tanto para llamar la atención sobre esta problemática a los gobiernos implicados, como posicionarnos nosotros mismos para entender el sufrimiento que la enfermedad mental impone, aquí y allí, a las personas y sus familias. A la vez que entendemos igualmente que tienen todo el derecho a vivir en comunidad, garantizándoles su seguridad, integración y singularidad.

Tong Xiao, de nueve años, y su hermana menor Ling Xiao protegiendo su caja de comida de un cerdo. Su madre, Tongyimg Liu, está cenando en la esquina. Maoming, China

Shaoping Xiao, de 13 años, se maquilla en su dormitorio. Shaoping vive con su padre de 72 años y su madre psicótica. Maoming, China.

Shaoping Xiao, de 13 años, Sobre el tejado mientras su madre, que tiene una enfermedad mental, corre por el patio trasero. Maoming, China.

Zhendong Liang, de quince años, ayuda a su madre avivando el fuego. Liang fue expulsado de la escuela en 2009 porque se consideró que ejercía un efecto negativo sobre otros estudiantes. Zhaoqing, China.

Zhendong Liang, de 15 años, permanece en la calle viendo pasar a la gente. Vive en un pequeño pueblo con una población de unos pocos cientos. Despedido de la escuela en 2009 porque se pensó que era una mala influencia. Zhaoqing, provincia de Guangdong, China.

Yongyi Ou, de doce años, besa a su abuela Mei Lin, mientras Yueyi Ou, su hermana mayor, permanece delante. Es una familia de cinco personas, con cuatro aquejados por problemas de salud mental. La abuela Mei Lin, de 83 años, mantiene sola a la familia. Zhaoqing, China.

La abuela Mei Lin, de 83 años, negocia con su hija Xiaolin Long, que tiene esquizofrenia. Zhaoqing, China.

El pie de Xiuyun Li, que tiene una enfermedad mental, sentada en su sala de estar. Maoming, China.

Xiuyun Li y su esposo limpian su casa. La familia de tres gana alrededor de $ 3 por día. Maoming, provincia de Guangdong, China.

Mei Lin prepara la cena para su familia. Suelen tomar dos comidas al día. Todos los miembros de la familia, excepto ella, padecen una enfermedad mental: ella es la única cuidadora del hogar. Zhaoqing, provincia de Guangdong, China.

Jiagui Su recuerda su grave enfermedad mental del pasado. Sintió que estaba decapitado. Cuando se siente mejor, recoge hojas para ganarse la vida. Quiere encontrar un nuevo trabajo. Zhaoqing, China.

JJiagui Su, de 33 años, en la escalera del desván de la casa de sus padres. Ha vivido con ellos desde que le diagnosticaron esquizofrenia hace 10 años. Zhaoqing, China.



BIBLIOGRAFÍA.

The invisible: how China deals with mental illness – in pictures. The Guardian. 30 Julio 2015. Accesible en https://www.theguardian.com/artanddesign/gallery/2015/jul/30/the-invisibles-how-china-deals-with-mental-illness-in-pictures

Poon, Linda. They're Invisible In China: Portraits Of The Mentally Ill. National Public Radio. 22 agosto 2015. Accesible en https://www.npr.org/sections/goatsandsoda/2015/08/22/433480704/theyre-invisible-in-china-portraits-of-the-mentally-ill




-----oOo-----



Descargo de responsabilidad: He utilizado las imágenes sin ánimo de lucro, con un objetivo de investigación y estudio, en el marco del principio de uso razonable - sin embargo, estoy dispuesto a retirarlas en caso de cualquier infracción de las leyes de copyright. Disclaimer: I have used the images in a non for profit, scholarly interest, under the fair use principle - however, I am willing to remove them if there is any infringement of copyright laws.

3 comentarios:

Amalia Tesoro Amate dijo...

Estremecedoras fotos que representan perfectamente el estigma, la falta de oportunidades y de protección social que sufren las personas que padecen un Trastorno Mental Grave.
En nuestra cultura toman otras formas, quizás tengan más protección social, pero el estigma, la falta de oportunidades y el sufrimiento intrafamiliar, son muy similares.
El 10 de octubre es un buen momento para recordarlo y todos los días para luchar contra ellos.
Gracias por recordar estas terribles situaciones, Oscar

Oscar Martínez Azumendi dijo...

Gracias a ti, Amalia.
Por tomarte el tiempo para entretenerte leyendo y luego, además, dejando tu comentario.

Unknown dijo...

Me ha impresionado muchísimo, gracias por hacerlo visible Óscar.