jueves, 22 de noviembre de 2012

245. Psiquirretratos autografiados.

En la entrada anterior nos ocupábamos de los retratos de diversas personalidades psiquiátricas como objeto de coleccionismo de masas. Pero junto a esos retratos “psiquifoteros”, que denominamos “biográficos” no sé si adecuadamente, podernos considerar además otros de carácter más restringido, de utilidad, valor sentimental o propiedad exclusiva de un muy reducido número de personas, generalmente solo una.

Es el caso de las imágenes tomadas de las más diversas fuentes de forma personal y atesoradas simplemente con afán coleccionista, o bien aquellas otras “dedicadas” de forma individualizada a una determinada persona por los motivos que sean. No en vano el buen coleccionista que se precie estará siempre a la caza y captura de presas originales y exclusivas, lo que en el terreno que nos ocupa obliga a personalizar y diferenciar de alguna forma el trofeo conseguido. ¡Ya decía yo que prefería una manoseada y burdamente retocada foto de Freud que la aparentemente impoluta imagen del Museo!

Presento a continuación algunos ejemplos de este género psiquifotero al que me refiero.

El primero es una tarjeta, de x por x cm., a la que se ha adherido un pequeño retrato encima del cual aparece la firma manuscrita del fotografiado. Se trata de Julius Wagner-Jauregg (1857-1940), psiquiatra austriaco merecedor en 1927 del premio Nobel en Medicina por su investigación sobre la malarioterapia. Para quien no lo sepa, el tratamiento a base de malaria de los enfermos mentales, una técnica que buscaba la inducción de elevados picos febriles en los pacientes y que alcanzó un grado de penetración muy importante en las grandes instituciones psiquiátricas de todo el mundo. La curiosidad autógrafa proviene de una familia austriaca con una gran colección de autógrafos de la que finalmente se deshizo y poco más pude recabar de quien me la vendió.

Retrato y autógrafo del Prof. Wagner-Jauregg, como objeto de colección.

Otro retrato y autógrafo de Wagner-Jauregg

Única foto conocida de la técnica por la que Julius Wagner-Jauregg ganó el Premio Nobel. Inyección de sangre extraída de un paciente con malaria (izquierda, al fondo) en el brazo de un paciente psiquiátrico, probablemente con sífilis terciaria (centro). Wagner-Jauregg (con corbata negra, frente a la cámara) observa el proceso. Viena, 1934.

Tampoco tengo mucha más información de un documento similar proveniente de la otra parte del mundo, que en este caso se acompaña además de una fotografía y un recorte de periódico montados sobre una cartulina azul. Es un retrato y el autógrafo de Gonzalo Rodríguez Lafora, una de las figuras más importantes de nuestra historia psiquiátrica y a quien ya conocemos de las entradas 89 y 114, precisamente por sus aficiones fotográficas. El autógrafo fue firmado sin duda con ocasión de su viaje en 1923 a Buenos Aires, una visita reconocida como uno de los hitos previos a la introducción y amplio desarrollo que posteriormente tuvo el psicoanálisis en tierras argentinas, también con el incuestionable concurso del bilbaíno Ángel Garma de quien también nos ocupamos en su día.

Autógrafo de Rodríguez Lafora. Buenos Aires, 1923.

Reverso de la cartulina autografiada. Adherido el recorte de un sobre postal enviado desde Argentina a Montevideo, con matasellos del día siguiente de la firma.

Otro sobre dirigido a A. Zorrilla San Martín. Perteneciente a la colección de Hugo Mancebo.

Recorte de prensa que nuestro anónimo coleccionista conservó junto al autógrafo para contextualizarlo. ¿Quizás Alejandro, hermano del poeta Juan Zorrilla de San Martín?.

Otra imagen de Rodríguez Lafora perteneciente a la misma colección.

Las “fotos dedicadas”, firmadas por el retratado específicamente para una persona concreta, es el otro tipo de imágenes que quería aquí rescatar. Imágenes que ven complementada la información obvia que contienen (la propia imagen), con pequeñas pinceladas informativas relacionadas con la persona a quién se dedica (la dedicatoria). Es el caso de la siguiente imagen de Otto Kauders, psiquiatra austriaco introductor del LSD en Estados Unidos con fines de investigación psiquiátrica, en una curiosa pose ataviado con el peculiar traje tirolés.



En el reverso de la imagen leemos: "A la encantadora y eficaz trabajadora de la clínica psiquiátrica vienesa Dra. Edna Romberg con amistosa admiración. Viena, febrero 1932. Dr. Kauders", lo que nos hace fácilmente suponer que dicha fotografía tuvo que pertenecer a Edna Romberg, hasta que, por motivos desconocidos para nosotros, su álbum personal cayó en manos de un vendedor que desmembró y subastó sin otras contemplaciones todos sus contenidos. No hay tampoco otra información acompañante, pero es sin duda otro curioso ejemplo de los retratos psiquifotográficos en los que venimos entreteniendonos.



Y para terminar, conectando también por casualidad con el principio de la entrada, ahí va otro ejemplo de psiquirretratos, en este caso los grupales, de los que quizás algún día nos ocupemos.

Julius Wagner-Jauregg (centro, sin bata) con la plantilla de la clínica neuropsiquiátrica de la Universidad de Viena. Otto Kauders es el primero por la derecha en la primera fila. ca. 1923.


----------------------------------------------------------------------------
La serie completa relacionada con los "psiquirretratos":

232. Retratos de psiquiprofesionales.
244. Psiquirretratos coleccionables.
245. Psiquirretratos autografiados.
246. Anónimas psiquifotos muy personales.
247. "Cada una de estas caras representa una medicina de la locura".

----------------------------------------------------------------------------



BIBLIOGRAFIA.

Hugo Mancebo Decaux. El afiche del primer mundial motivo de una medalla esmaltada. Guanín. Comunicaciones Numismáticas del Instituto GUIDAÍ. Año II, nº 5. Junio 2010, pp. 10-13.Accesible aquí.






-----oOo-----




Descargo de responsabilidad: He utilizado las imágenes sin ánimo de lucro, con un objetivo de investigación y estudio, en el marco del principio de uso razonable - sin embargo, estoy dispuesto a retirarlas en caso de cualquier infracción de las leyes de copyright.

Disclaimer: I have used the images in a non for profit, scholarly interest, under the fair use principle - however, I am willing to remove them if there is any infringement of copyright laws.